Hay amores, que se esperan al invierno y florecen, y en las noches del otoño reverdecen

Comentarios